Warning: reset() expects parameter 1 to be array, null given in /home/intuicio/public_html/andes/texto.php on line 40

Warning: Variable passed to each() is not an array or object in /home/intuicio/public_html/andes/texto.php on line 41
Intuiciones / 254. EL CUENTO DEL TOQO.
victrola
intuiciones.com.ar
s u m a r i o
Inicio
Genealogía del Diablo
Textos
El Suelo
Intuiciones
El Vuelo
Evangelios Paganos
Laberintos Humanos
Zambas de la Traición a la Patria
Tonadas
Miradas
Contacto
                                   
VIRGENES

Textos de Ricardo Dubin /

cultura

254. EL CUENTO DEL TOQO.

El Toqo les contó sobre un país en el que los perros ganaron

las elecciones. La cosa había empezado por eso de criarlos y

tenerlos en montón, correteando de aquí para allá,

revolviendo en tachos de basura o atacando las bolsas de los

que suben del mercado, y como nadie hacía nada por

detenerlos, un día fueron más que los hombres.



Una mujer, aún contando de a un embarazo al año, suele tener

un hijo por vez, algunas veces dos, excepcionalmente tres.

Las perras, que desconocen los métodos anticonceptivos salvo

que así lo quiera su dueño, tienen de a cinco o de a seis, y

no faltó mucho tiempo hasta que superaron el número de

humanos, algunos dicen que para bien del planeta.



Al principio les costó convencer a las autoridades, pero al

fin de mucha lucha consiguieron que los aceptaran con una

lista propia para las elecciones, y como eran más, ganaron

sin la menor posibilidad de discusión ni de fraude. Nadie

pensaba que el perro iba a buscar su diploma, pero lo hizo y

puso su patita sobre el Evangelio a la hora de jurar. Desde

entonces, un perro fue el presidente de ese país, y no hizo

un mal gobierno, hasta puso a algún que otro humano en el

gabinete.



Aún así no faltaba quien dijera: mire usted como viven estos

perros, nacen como ratitas sucias, uno encima de otro, se

comen la propia caca y, sólo porque son más, tienen que

gobernarnos a nosotros, la gente.



Y, miren como son las cosas: mucha gente a la que le iba

bien con el gobierno de los perros, era justamente la que

más se quejaba. Y había perros que, de sólo parecer gente,

hacían lo mismo.

volver arriba
 

® 2006 - Derechos de autor sobre textos e imágenes, reservados y protegidos.

WebDesign: mancovsky
/ clases de percusión en buenos aires / Ashtanga Yoga / taller de percusión, clínicas de percusión, enseñanza todos los niveles /