Warning: reset() expects parameter 1 to be array, null given in /home/intuicio/public_html/andes/texto.php on line 40

Warning: Variable passed to each() is not an array or object in /home/intuicio/public_html/andes/texto.php on line 41
Intuiciones / 487. MAL PROMEDIO.
victrola
intuiciones.com.ar
s u m a r i o
Inicio
Genealogía del Diablo
Textos
El Suelo
Intuiciones
El Vuelo
Evangelios Paganos
Laberintos Humanos
Zambas de la Traición a la Patria
Tonadas
Miradas
Contacto
                                   
VIRGENES

Textos de Ricardo Dubin /

cultura

487. MAL PROMEDIO.

Se llevaba el comisario al asesino confeso del almacenero,

y en el momento en que se perdían por las lomas atardecidas

de Negra Muerta, llegó una mujer al rancho de don Eustaquio

Buendia, en cuya puerta rezaba el cartel: DETECTIVE Y

SANADOR. La mujer se sentó tras la mesa que, con buena

imaginación, se podía tener por escritorio, y le dijo a su

anfitrión que andaba buscando un hombre.



Ella no era fea y él, aunque hombre casado, tomo sus

palabras al pie de la letra, por lo que ella prefirió

corregirse:



- No es que ande necesitada de un hombre. Al

contrario, más bien les escapo.



- Como usted dijo… - se disculpo el detective de sus

intenciones.



- Vea nomas. El primero que tuve me tomó por la

fuerza y me hizo el primer hijo. Al segundo lo busqué, y no

por eso me fue mejor. El tercero es al que busco, que mató

a un hombre porque vio que me besaba. El cuarto es el

muerto, a quien ya no puedo buscar, pues.



- Y, si, con ese promedio yo tampoco los buscaría. ¿Y

para que quiere al asesino?



- Supongo que, si lo agarran, va a querer

involucrarme.



- ¿Tendría motivos?



- Demasiados. Pero yo soy una mujer con dos hijos, y

él es un borracho que no vale demasiado.



- Mire, doñita. Se lo acaba de llevar detenido el

comisario, después de que confesara su crimen y dijera algo

sobre una mujer, pero sin nombrarla. ¿Sabe? Se me hace que

él también debe creer que es un borracho que no vale

demasiado.



Y fue tras decir estas palabras que la mujer suspiro, como

quien se saca un peso de encima, y evitando pagarle a

Buendia sus honorarios, se marcho como había llegado.

volver arriba
 

® 2006 - Derechos de autor sobre textos e imágenes, reservados y protegidos.

WebDesign: mancovsky
/ clases de percusión en buenos aires / Ashtanga Yoga / taller de percusión, clínicas de percusión, enseñanza todos los niveles /