Warning: reset() expects parameter 1 to be array, null given in /home/intuicio/public_html/andes/texto.php on line 40

Warning: Variable passed to each() is not an array or object in /home/intuicio/public_html/andes/texto.php on line 41
Intuiciones / 500. LA SALIDA.
victrola
intuiciones.com.ar
s u m a r i o
Inicio
Genealogía del Diablo
Textos
El Suelo
Intuiciones
El Vuelo
Evangelios Paganos
Laberintos Humanos
Zambas de la Traición a la Patria
Tonadas
Miradas
Contacto
                                   
VIRGENES

Textos de Ricardo Dubin /

cultura

500. LA SALIDA.

Lo dejamos al Eustaquio, en el corazón de la salamanca, con

los duendecitos que pechaban el muro porque querían dorar

en el Pesebre, cuya música parecía llegar desde afuera.



- No creo que puedan derribarla, - les dijo el hombre.



- Peor es no intentarlo, - le respondió uno de los

bajitos.



El Eustaquio buscó aquí y allá con la vista, ya

acostumbrada a las sombras, hasta que dio con un poco de

barro que le pareció suficiente para lo que buscaba.



- Vengan changuitos, hagamos nosotros nuestro propio

pesebre.



- ¿Y no se va a enojar?, - le preguntó con miedo uno

de los duendes, señalando con la vista hacia una de las

cuevas interiores, seguramente con referencia al Tío.



- Quién sabe, en algún lugar se dice que Dios es más

poderoso que el Diablo.



- Pero estamos en la salamanca, que es su reino.



- No vayan a creer que afuera es menos su reino o es

menos salamanca, y aún así la fe funciona.



Y en vez de seguir hablando, se puso a modelar. Fue cierto

que la tierra tembló cuando terminó de modelar al Niño, y

que carraspeó fiero cuando hicieron las figuras de los

animales, pero en el momento en que se pusieron a adorar

esas toscas imágenes de barro sin cocer, no se lo escuchó

más, y descubrieron que estaban fuera de la salamanca, bajo

la luz de las estrellas, entre otros changuitos que

adoraban con ellos, la banda de música y una mamita que les

ofrecía chocolate caliente.



- Y bien, - se dijo el Eustaquio que apenas si

alcanzaba a comprender lo sucedido. – Denle al Tío lo que

es del Tío, y a Dios lo que es de Dios.

volver arriba
 

® 2006 - Derechos de autor sobre textos e imágenes, reservados y protegidos.

WebDesign: mancovsky
/ clases de percusión en buenos aires / Ashtanga Yoga / taller de percusión, clínicas de percusión, enseñanza todos los niveles /